Actualidad

A Carolina y a Kathy le quedan dudas sobre el reto

Y para evitar confrontaciones, Caro fue al confesionario a preguntarle a Big algunas cosas. 

La prueba encierra:

Estar disponible las 24 horas para los chicos aunque ellos estén dormidos,  si los hermanitos le piden algo en la madrugada deben hacerlo. Si alguno de sus hermanos hace algo sin pedírselos no hay problemas con ello.

Deben tener puesto el uniforme siempre, salvo en casos como hacer ejercicios, pueden quitarse el mameluco.

En el tema de la comida los chicos pueden pedir lo que quieran y ellos deben hacerlo, aunque sean comidas diferentes.

En este punto Kathy le dice a Carolina que no diga nada para evitar que ellos decidan todos comer cosas diferentes y que mejor no diga que conversó con Big esas cosas para no tener problemas durante el reto.

Ellos pueden pedirle todo lo quieran mientras no atenten contra la moral de quienes hacen el trabajo.

¿Lograrán superar esta prueba?