Actualidad

Los chicos muestran su lado más emotivo

Desde que llegaron a la casa de Big Brother, los habitantes mostraron su cara más divertida. Fiesta, relajo, bailes, penitencias y hasta encuentros amorosos. Pero ayer vimos su lado más humano al hablar entre lágrimas de las personas más importantes de su vida.

Ángel habló de sus abuelos y cómo lo criaron de pequeño, el cuidado y amor que su abuelo le dio y cómo el trata de devolvérselo ahora que sufre de alzheimer. Marlenis habló de su hija, de cómo ve a las personas que sufren de cáncer y cómo les afecta.

Algunos como Julio, aprovecharon las cámaras para pedirle perdón a sus padres. Pero el más emotivo fue Enrique al recordar a su madre y decir que es su  "único y verdadero amor". También les aconsejó a sus compañeros que "cuiden y valoren a su madre porque el día que se va, ya no podrán decirle cuánto la amaban".  

La historia de Enrique fue tan emotiva, que algunos como Julio y Milca rompieron a llorar con una tremenda melancolía. 

Fue una noche para recordar el valor de la familia.