Confesionario

Gabriela: "Yo sabía que venía a una cueva de cuaimas"