TVN plus En vivo

Iglesias salvadoreñas le piden al presidente Bukele favorecer el medioambiente

Decenas de personas fueron registradas este miércoles al participar en una manifestación para rechazar la privatización del agua, durante el Día Internacional del Medioambiente, en el Parque Cuscatlán de San Salvador (El Salvador).
Decenas de personas fueron registradas este miércoles al participar en una manifestación para rechazar la privatización del agua, durante el Día Internacional del Medioambiente, en el Parque Cuscatlán de San Salvador (El Salvador). / EFE
Efe
06 de junio 2019 - 15:24

Un grupo de religiosos aglutinados en el Foro Ecuménico de las Iglesias de El Salvador pidieron este jueves al nuevo presidente, Nayib Bukele, que trabaje "a favor del medioambiente" y que "escuche las demandas del pueblo y de las organizaciones ambientalistas".

"Demandamos que el Estado salvadoreño y el nuevo Gobierno trabaje a favor del medioambiente y que defiendan valientemente a nuestros recursos. Pedimos que no se permita más deforestación en el país, en especial en las zonas que son reservas hídricas", expresó el arzobispo de San Salvador, José Luis Escobar Alas, durante una conferencia de prensa.

El jerarca católico señaló que el país centroamericano enfrenta un "deterioro ambiental" que "debe de ser abordado con mucha seriedad por el nuevo Gobierno".

"La situación del deterioro ambiental en el país es un problema capital del que derivan otros tantos, por eso es importante que la problemática sea abordada con la seriedad y valentía que requiere", indicó.

Escobar Alas aprovechó para instar a la Asamblea Legislativa a que apruebe "cuanto antes la Ley General de Agua que garantice el derecho humano al agua a todos y a cada uno de los salvadoreños".

El Congreso salvadoreño lleva años intentando aprobar una llamada Ley General de Aguas en medio del rechazo de diversos sectores de la sociedad que denuncian una supuesta intención de privatizar el servicio, lo que ha llevado a la realización de decenas de manifestaciones de calle.

Por su parte, el obispo David Alvarado, representante de la Iglesia Episcopal Anglicana, pidió a Bukele, quien alcanzó la Presidencia bajo la bandera de la derechista Gran Alianza por la Unidad Nacional (GANA), que escuche las demandas del pueblo y de las organizaciones ambientalistas.

"Pedimos al presidente Bukele que escuche a las organizaciones sociales, ambientalistas, a la iglesia y al pueblo. Rogamos porque este Gobierno abra las puertas para recibir el sentir del pueblo en relación al medio ambiente", manifestó.

Ambos religiosos lamentaron que el miércoles un grupo policial negara el paso a un colectivo ambientalista que buscaba llegar a la Casa Presidencial para entregar una carta al mandatario salvadoreño, en el marco del Día Internacional del Medioambiente.

Gustavo Amaya, un experto en temas de desarrollo y derechos humanos que dirige el Centro de Capacitación y Promoción de la Democracia (Cecade), señaló recientemente a Efe que el presidente Nayib Bukele debe poner especial atención en temas como "agua limpia y saneamiento" y "de acción por el clima".

Los expertos prevén que el 80 % del país experimente estrés hídrico en 2022, situación que Bukele debe tratar de evitar y para ello necesita alcanzar un acuerdo en el Congreso para desentrampar la aprobación de una ley de aguas que urgen activistas y comunidades.

Según el último Índice de Riesgo Climático Global de la organización alemana Germanwatch, El Salvador se encuentra entre los 50 países más vulnerables del mundo por el cambio climático.

Las autoridades medioambientales señalan que uno de los principales efectos en el país es la escasez del agua por las fuertes sequías.

De acuerdo con la ONU, El Salvador tiene el mayor grado de deterioro ambiental en las Américas, después de Haití, con solo un 3 % de bosque natural intacto, con suelos arruinados por prácticas agrícolas inadecuadas y con más del 90 % de las aguas superficiales contaminadas.

Temas relacionados

stats