Mueren 30 militares en ataque en Egipto

Mueren 30 militares en ataque en Egipto
Mueren 30 militares en ataque en Egipto
Ap
24 de octubre 2014 - 16:37

EL-ARISH, Egipto (AP) — Un ataque coordinado contra un puesto de control del ejército egipcio en el norte de la península del Sinaí dejó 30 soldados muertos, la agresión más letal en décadas contra las fuerzas armadas, que enfrentan una ola de violencia de extremistas islámicos tras el derrocamiento el año pasado del presidente islamista Mohamed Morsi.Las autoridades lo describieron como un ataque "bien planeado" que comenzó con un coche bomba que podría haber sido detonado por un agresor suicida. Luego otros extremistas lanzaron granadas propulsadas por cohetes, las cuales alcanzaron a un tanque que transportaba municiones y ello desató una segunda explosión. Bombas colocadas en los caminos y que estaban destinadas a causar bajas entre los rescatistas explotaron bajo dos vehículos del ejército, lo que provocó heridas graves en un alto funcionario.

Luego del ataque se produjeron enfrentamientos entre tropas y extremistas, indicó la televisión estatal, sin dar más detalles. El atentado ocurrió a unos 15 kilómetros (24 millas) de la ciudad de el-Arish, en el norte del Sinaí, en un área llamada Karm el-Qawadis.

Nadie se adjudicó la responsabilidad, pero las autoridades dijeron que el ataque es del estilo de los realizados por el grupo extremista más activo del país, Ansar Beit al-Maqdis (Paladines de Jerusalén), que previamente se ha atribuido una serie de atentados contra fuerzas de seguridad.

Se espera que aumente la cifra de muertos porque 28 personas están heridas y varias de ellas se encuentran en condiciones críticas, dijeron las autoridades.

El presidente Abdel-Fatta el-Sissi, el ex ministro de Defensa y jefe del ejército que derrocó a Morsi el año pasado, convocó a una reunión de emergencia del Consejo Nacional de Defensa tras el ataque y declaró tres días de duelo. El-Sissi ha dicho previamente que los extremistas se ocultan en zonas pobladas, lo que dificulta combatirlos.

En un breve comunicado, el consejo se comprometió a que el ejército se "vengará por el derramamiento de sangre querida".

La televisión estatal mostró a presentadores vestidos de negro y un listón negro en la parte superior de la pantalla mientras interpretaba melodías patrióticas.

Un funcionario dijo que el gobierno sopesa el desalojo de habitantes que viven en pequeños poblados del norte del Sinaí que son considerados los bastiones extremistas "más peligrosos", y declarar ciertas áreas como zonas militares de acceso restringido.

Todos los funcionarios hablaron a condición de preservar el anonimato porque no están autorizados a hacer declaraciones a la prensa.

Helicópteros militares transportaron a los muertos y heridos a hospitales en El Cairo, indicó la agencia noticiosa estatal MENA. La mayor autoridad islámica de Egipto, el gran muftí Shawki Allam, condenó los ataques y advirtió que los que realizan actos terroristas "se merecen la ira de Dios en la Tierra y al final de los días".

Milicianos islámicos llevan una década combatiendo a las fuerzas de seguridad en el Sinaí, pero la violencia aumentó luego de que las fuerzas armadas derrocaran a Morsi en julio de 2013 en medio de protestas populares masivas en las que se exigía su renuncia. Los ataques también se han extendido a otras partes de Egipto.

Si te lo perdiste
stats