Mundo

"¡Abre la maldita puerta!", gritó el comandante al copiloto de Germanwings