Mundo

Papa prefiere irse ‘a los puños’ que practicar el terrorismo del chisme