HRW denuncia violaciones a DDHH en régimen de excepción en El Salvador

Privados de libertad en cárcel de El Salvador
Privados de libertad en cárcel de El Salvador
07 de diciembre 2022 - 17:30

San Salvador, El Salvador/Human Rights Watch (HRW) denunció este miércoles "violaciones generalizadas" a derechos humanos en El Salvador, bajo el régimen de excepción con el que el gobierno del presidente Nayib Bukele impulsa una guerra contra las pandillas.

Un informe titulado "Podemos detener a quien queramos" elaborado por HRW y la organización de defensa de derechos humanos Cristosal, denuncia, entre varios delitos, detenciones arbitrarias, desapariciones forzadas, torturas y malos tratos en prisión.

"Las violaciones de derechos humanos no fueron casos aislados", señaló el informe, el cual indica que en esos casos tienen que ver como responsables agentes de las fuerzas de seguridad.

"Tanto soldados como policías cometieron abusos similares en forma reiterada en todo el país durante un período de varios meses", señaló un resumen de ese informe.

"En algunos casos, las políticas del gobierno y la retórica de autoridades gubernamentales de alto nivel, incluido el presidente Bukele, quien está al mando de la Policía Nacional Civil y la Fuerza Armada, han incentivado los abusos", sostuvo el documento de HRW y Cristosal.

Para su investigación, ambas organizaciones entrevistaron, entre marzo y noviembre anteriores, a 1.100 personas en los 14 departamentos de El Salvador.

Los entrevistados incluyeron a víctimas de abusos, sus familiares, abogados, fiscales, jueces, defensores de derechos humanos y funcionarios estatales.

La guerra contra las pandillas que el gobierno salvadoreño lanzó el 27 de marzo al amparo del estado de excepción, ha llevado a la detención de 59.307 presuntos pandilleros, según el gobierno.

Según HRW y Cristosal bajo el estado de excepción, que permite detenciones sin orden judicial, ha ocurrido una campaña que "ha llevado a la detención de cientos de personas" que no están relacionadas con pandillas.

También ambas organizaciones pudieron registrar que unas 90 personas detenidas bajo el régimen de excepción fallecieron en prisión estando en custodia del estado, pero ante la falta de información oficial, no pudieron establecer la causa de muerte.

El régimen de excepción, según el informe, también ha provocado una "soprepoblación" en el sistema carcelario que de tener 39.000 reos antes del inicio del régimen, ahora "tiene un estimado" de 95.000 reos. La capacidad de la veintena de cárceles en el país es para 27.000 detenidos.

Como una "recomendación" tanto al gobierno como al Congreso, HRW y Cristosal pidieron "terminar con el régimen de excepción", al considerar que no hay "evidencias sólidas" que las restricciones que impone sean necesarias.

El presidente Bukele, ante la recomendación de los dos organismos de terminar con el régimen respondió muy a su estilo, en su cuenta de Twitter, con un llano "no".

Si te lo perdiste
stats