Atentado en zona de Londres deja víctimas y siembra alarma

Estamentos de seguridad atienden a las víctimas
Estamentos de seguridad atienden a las víctimas / AFP
Afp
03 de junio 2017 - 18:50

Una furgoneta atropelló este sábado por la noche a varias personas en el puente London Bridge de Londres y hubo acuchillamientos en un extremo del puente, en Borough Market, unos incidentes tildados de "terroristas" por la policía.

Se ignora si los atropellamientos y los ataques con cuchillo fueron obra de la misma persona o personas, pero la policía aclaró que el tercer ataque del que habló un poco antes, en Vauxhall, ya lejos de London Bridge, no guardó relación.

De confirmarse, se trataría del segundo atentado en el Reino Unido en apenas dos semanas, tras el que dejó 22 muertos en Mánchester el 22 de mayo, en un concierto de Ariana Grande.

"Los incidentes en London Bridge y Borough Market fueron declarados incidentes terroristas", dijo la policía, aclarando que lo que ocurrió en Vauxhall, más al oeste, fue "un acuchillamiento y no está conectado" con los otros dos.

La primera ministra Theresa May dijo poco antes que consideraban los hechos como un "potencial" atentado, y expresó su solidaridad "con los que están atrapados en estos hechos horribles".

"A las 22H08 (21H08 GMT) agentes de policía respondieron a un aviso de una colisión de un vehículo contra los transeúntes en el London Bridge", anunció la policía en un comunicado.

"Los agentes respondieron entonces a avisos de acuchillamientos en el Borough Market", en el extremo sur del puente. "Policías armados respondieron y hubo disparos".

Una testigo, Dee, de 26 años, que vive en Londres pero no es británica, dijo a la AFP, visiblemente conmocionada, que se trataba de "un atentado terrorista".

"Una camioneta chocó contra las vallas del London Bridge, y luego había un tipo con un cuchillo, bajó las escaleras y entró en un bar. Es un bar francés. No entró en el bar, estaba en la terraza", explicó, sin querer dar su apellido o nacionalidad.

La policía de transportes indicó en un comunicado que había "varias víctimas" después de este incidente en el Puente de Londres, en el que parece que estuvo implicado "un vehículo y un cuchillo".

"La policía está lidiando con un incidente importante y todas las rutas están siendo desviadas", dijo la agencia de transportes en Twitter, mientras que el servicio de ambulancias de Londres afirmó que se estaban enviando "múltiples recursos" al lugar.

El puente London Bridge fue cerrado en ambos sentidos y las imágenes de televisión mostraban numerosos vehículos policiales en la zona, además de varias ambulancias.

Testigos: una camioneta a toda velocidad, un detenido

La gente caminaba por el puente con las manos en alto, tras la nuca, siguiendo indicaciones de la policía, probablemente.

La policía difundió tres consignas: "corre a un lugar seguro, es mejor opción que negociar o rendirte"; "escóndete, silencia tu teléfono, apaga la vibración, atrinchérate si puedes; llama a la policía al 999 cuando sea seguro".

Will Heaven, el jefe de redacción de la revista The Spectator, informó en Twitter que vio que había "dos víctimas, una en la vereda y otra en el borde de la vía" y dijo que en el lugar habían policías armados.

La periodista de la BBC, Holly Jones, que estaba en el puente en el momento del incidente, indicó que vio una camioneta conducida por un hombre que viajaba a "unos 80 kilómetros por hora".

La reportera dijo que cerca de cinco personas fueron atendidas por lesiones, después de que el vehículo subió en la acera y las atropelló.

Jones afirmó que vio a un hombre, con el torso desnudo, que fue esposado y arrestado por la policía.

"Hay varios botes de la policía con linternas escrutando las aguas del Támesis actualmente", dijo la periodista a la radio de la BBC.

El 22 de marzo, un hombre embistió a decenas de personas con su coche en el puente de Westminster para luego matar a cuchilladas a un policía apostado delante del Parlamento. En total murieron cinco personas.

Dos meses después, un atentado en una sala de conciertos en Mánchester dejó 22 muertos.