¿Qué pasó con... la Partida Discrecional?

¿Qué pasó con... la Partida Discrecional?
Redacción
19 de mayo 2014 - 20:11

Luego de que en la campaña presidencial para las elecciones de 2009, Ricardo Martinelli criticara a sus antecesores por el uso de la partida discrecional, resultó que se llevó el récord del que más gastó.

Como parte de su lucha contra la corrupción, Martinelli incluyó en su plan de gobierno la propuesta de reducir las partidas discrecionales y convertirlas en un fondo especial que será utilizado para la atención de emergencias y desastres, bajo el manejo de la Presidencia de la República.

Sin embargo, durante su administración, Ernesto Pérez Balladares gastó 25.3 millones de dólares; Mireya Moscoso, 23 millones; Martín Torrijos, 22.3 millones y el actual presidente 50.7 millones, el doble del gasto de los mandatarios anteriores.

Gabriel Diez, presidente del Consejo Nacional de la Empresa Privada (Conep), considera que se hace necesario ponerle un tope a las mencionadas partidas.

“Las partidas discrecionales tenían una finalidad, se ha distorsionado con el uso de ella, ha ido cambiando… es una caja menuda para que el Presidente decida que apoya o no apoya”, dijo Diez. Sugirió que debe haber un tope por año.

Del 7 de enero al 31 de marzo de este año, el presidente Martinelli usó $3.4 millones en partida discrecional, en su mayoría para comprar materiales de construcción y mitigar desastres, servicios médicos y funerarios, asistencia educativa y patrocinio de actividades culturales y deportivas y el pago de convenciones, seminarios y giras.

Temas relacionados