Panamá campeón de la Serie del Caribe

Panamá Derrota a Cuba y se corona campeón en la Serie del Caribe

Panamá, representando a los Toro de Herrera, venció 3-1 a Los Leñadores de Las Tunas de Cuba para alzarse con el título de la edición 61 de la Serie del Caribe, en partido jugado en el estadio Rod Carew, de la Ciudad de Panamá.

Panamá, que solo ganó la Serie de Caribe en 1950 con la novena de Carta Vieja Yankees, quebrando el dominio cubano, que había ganado tres títulos en finales realizadas en suelo panameño.

Hasta la fecha las tres veces que Panamá había organizado una Serie (1952, 1956, 1960) el campeón había sido un equipo de Cuba: Leones del Habana, en la primera ocasión y Elefantes de Cienfuegos en las otras dos.

El lanzador ganador fue Harold Araúz, el perdedor el cubano Freddy Asiel Álvarez y el juego salvado le correspondió al exgrandes ligas Manny Corpas.

El juego

Allen Cordoba impulso desde segunda base a Jilton Calderon que había llegado con doblete para la primera carrera de Panamá. Elmer Reyes trae desde tercera a Allen Cordoba con hit y otra rayita para los panameños que concluyen la primera entrada ganando 2-0.

Carlos Benítez impulsa a Alfredo Despaigne para la primera carrera cubana, en la quinta entrada para el Cuba 1-2 Panamá, en la parte alta del quinto episodio.

Fanática panameña
Fanática panameña / EFE

En la parte baja de la séptima entrada, con batazo de imparable de Rodrigo Vigil que impulsa desde tercera a Jonathan Galvez, para el 3-1 a favor de Panamá.

El cerrador Manny Corpas salió para ponerle el sello del triunfo para Panamá.

Por su condición de invitado, y a pesar de ser el anfitrión, Panamá no recibirá ningún premio en metálico por el galardón, según la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe, lo que provocó disgusto en los miles de aficionados.

En la novena alta, Corpas sacó en fila a los dos primeros bateadores en rodados inofensivos al campo interior, pero el cubano Frederich Cepeda se negaba a morir y disparó doblete a la línea del jardín derecho, para ponerle tensión al momento, porque al bate llegaba Alfredo Despaigne, el mejor en el ataque de los cubanos.

Cuba, subcampeón y también invitado, tampoco recibirá ningún premio en metálico porque en ese país aún está vetado el béisbol profesional, de acuerdo con la Confederación.

Datos tomados de EFE

stats