TVN plus En vivo

'Falta de habilidades técnicas es una barrera para el empleo de miles de jóvenes'

Educación

Jóvenes utilizan nuevas plataformas para buscar empleos / Tereza Espinoza

Ciudad de Panamá, Panamá/La falta de habilidades técnicas es una barrera para el empleo de miles de jóvenes panameños. Este fenómeno contribuye al desempleo juvenil, y en muchos casos, a la marginalización social, así lo advierte la Cámara de Comercio Industrias y Agricultura de Panamá.

En su mensaje dominical, el gremio precisa, que la educación técnica ha demostrado ser una herramienta efectiva para la inclusión social. La formación en habilidades técnicas específicas brinda a los jóvenes la oportunidad de mejorar sus condiciones de vida, reducir la pobreza y contribuir al desarrollo económico del país.

Señalan, además, que Panamá, como muchos otros países en desarrollo, se enfrenta al desafío de brindar mayores oportunidades de formación y empleo a una población joven en constante crecimiento.

En sectores clave como la hotelería, tecnología informática y electrónica, logística, tecnología automotriz, ciencias de la salud, ingeniería industrial, agricultura sostenible, producción de artes teatrales, medios de comunicación y artes culinarias, entre otros, “se requieren profesionales altamente capacitados para impulsar el desarrollo económico y social de nuestra nación”.

Agregan, que la colaboración entre instituciones educativas y empresas privadas puede crear una sinergia que beneficie tanto al sector económico como al social, de allí nuestro abierto y decidido apoyo al Instituto Técnico Superior Especializado (ITSE) y su consejo directivo, cuerpo colegiado público privado.

Aunado a la formación profesional dual ofrecida por el Instituto Nacional de Formación Profesional y Capacitación para el Desarrollo Humano (INADEH); así como, programas de pasantías o prácticas en empresas que brindan la oportunidad de adquirir experiencia práctica y habilidades relevantes para el mercado laboral.

La falta de habilidades técnicas es una barrera para el empleo de miles de jóvenes panameños. Este fenómeno contribuye al desempleo juvenil, y en muchos casos, a la marginalización social. Sin embargo, la educación técnica ha demostrado ser una herramienta efectiva para la inclusión social. La formación en habilidades técnicas específicas brinda a los jóvenes la oportunidad de mejorar sus condiciones de vida, reducir la pobreza y contribuir al desarrollo económico del país.

En esta línea, aplaudimos y reconocemos la importancia de la recién sancionada Ley para el Perfeccionamiento y Bienestar Docente. Su visión establece crear una institución insignia para el perfeccionamiento y bienestar de los educadores con programas basados en evidencia científica que permitan incidir positivamente en la transformación de la calidad de la educación del país con ciudadanos comprometidos, capaces, y con valores éticos y sociales.

Es imperativo que nuestros educadores cuenten con las herramientas necesarias para formar a la próxima generación de profesionales altamente capacitados. Ojalá sus postulados se hagan realidad de manera pronta y eficiente.

Si te lo perdiste
Lo último
stats