Cultura

Los panameños somos poco agradables­­­