TVN plus En vivo

Pareja de médicos panameños aún permanecen en el Grand Princess

Pareja de panameños sigue en cuarentena en el crucero Grand Princess

La pareja de médicos panameños, Daniel Pichel y su esposa Hellen aún permanecen a bordo del crucero Grand Princess, anclado en el puerto de Okland, en Estados Unidos.

Desde el pasado 26 de febrero, el crucero ha estado en la mira debido a que dos personas que estuvieron en dicho barco dieron positivos al coronavirus.

Otras 19, específicamente tripulantes también habrían dado positivos.

Posteriormente se conoció que en esta travesía con 3,500 pasajeros había dos panameños.

Ambos no han presentado síntomas por coronavirus, sin embargo, esperan dentro de su habitación mientras se desarrolla el proceso de desembarco.

Pichel dijo que obviamente no les han practicado pruebas porque no presentan síntomas, en tanto, deben estar en aislamiento o cuarentena.

Desde el lunes pasado el barco llegó a Okland y de allí se está cumpliendo una programación para bajar escalonadamente del crucero, primero los enfermos, luego los residentes de California, los americanos que residen en otros estados y conforme se adquieren los vuelos para trasladar a las personas a sus diferentes lugares.

Entre el plan está mandar a cada país a los pasajeros extranjeros.

Alrededor de 500 personas y mil tripulantes quedan en el barco.

Esas 500 personas deben ser enviadas a sus respectivos lugares para que continúen en cuarentena y cuando se complete este proceso, la tripulación debe hacer dicha cuarentena en altamar por 15 días.

Pichel y su esposa se entretienen leyendo, contestando mensaje, viendo películas y otras actividades dentro del crucero, compañía que no ha dejado de atenderlos durante esta incidencia.

Según el médico, ya la cónsul de Panamá en San Francisco, Gilda García los llamó y han podido contactarse vía chat con personas panameñas, con el canciller y el vicecanciller.

Además, personal de Aeronáutica Civil también hace contactos para el regreso de estos panameños, pues Estados Unidos ha tomado la decisión de que nadie que no sea norteamericano puede hacer la cuarentena en ese país.

En ese sentido, solo pueden desembarcar si hay un transporte listo, después de toma de temperatura para ser trasladados directamente en Panamá, donde por protocolo deberán seguir su cuarentena.

Sienten que están en el aire, pues aún no tienen el transporte, pese a que se están realizando los contactos.

Entienden que es una situación nueva y compleja, pero esperan que se agilice para retornar a Panamá.

stats