Falta de medicamentos y propagación del COVID-19 preocupa a pacientes con enfermedades crónicas

Pacientes crónicos en alerta por falta de medicamentos y propagación del COVID-19

Emma Pinzón y Orlando Quintero, de la Asociación de Pacientes con Enfermedades Críticas, Crónicas y Degenerativas y de la Fundación Pro Bienestar y Dignidad de las Personas Afectadas por el VIH-Sida (Probidsida), respectivamente, dieron a conocer su preocupación ante la falta de medicamentos y atención, que podría complicarse a raíz de la propagación del COVID-19 en el país.

Pinzón destacó que son estos pacientes los más susceptibles a contagiarse del virus, no solo por las enfermedades que mantienen; sino también por la falta de medicamentos inmunosupresores.

“Nuestra vida tiene que ser protegida de diferentes formas, o más estrictas que el resto de las personas, el estado debe tener algunas previsiones o prevenciones para atender a nuestra población porque si nosotros no recibimos los medicamentos vamos a entrar en casos de emergencias” advirtió.

Señaló que no pueden dejar de recibir atención, pero al acudir a la Caja de Seguro Social, donde algunos reciben sus diálisis estarían expuestos a que tengan un problema de contaminación por el coronavirus lo que agravaría su situación.

Instó a las autoridades, a buscar otras instalaciones que estén fuera de las áreas de peligro para la puesta de los medicamentos que estás personas necesitan para seguir viviendo.

Por su parte, Quintero manifestó que lamentablemente, las autoridades de salud no han tenido comunicación con ellos, ya que han centrado todo el eje de lo que hay que hacer en el coronavirus.

“Es cierto esto es importante, pero también son importantes situaciones como la gran cantidad de pacientes con enfermedades crónicas; que son los más susceptibles en quedar infectados y obviamente, por la edad que en su gran mayoría pasan de los 50 años”, recalcó Quintero.

Destacó que hay un problema de arrastre con relación al desabastecimiento de medicamentos y más aquellos que son destinados a los pacientes con enfermedades crónicas y renales, que las autoridades tienen que actuar con celeridad.

Samuel Reyes, vocero de los pacientes con problemas renales en la provincia de Coclé, señaló que les preocupa el hacinamiento que actualmente mantienen en el Hospital Santo Tomás e igualmente, en la Caja de Seguro Social (CSS).

Reiteró que la ministra de Salud, Rosario Turner, ha mostrado su apoyo por comprar los servicios de una sala privada de hemodiálisis, ya que en el Hospital Santo Tomás hay pacientes que solo se están dializando una vez por semana.

Por último, hicieron un llamado a los pacientes con estas enfermedades, de no entrar en pánico, porque esto los está haciendo ir a donde hay aglomeraciones, lo que pone en peligro aún más su vida.