'Decreto 130 no debió ser suspendido, es darle la razón a quien no la tiene': Weeden

Decreto 130 no debió ser suspendido, según Alvin Weeden

El excontralor de la República, Alvin Weeden, asegura que el ministro de Economía y Finanzas (MEF), Dulcidio de la Guardia, no debió suspender el Decreto Ejecutivo 130 que pretendía poner orden en la información catastral, porque es darle la razón a quien no la tiene.

Según Weeden, “durante los dos últimos años una diputada [Zulay Rodríguez] ha estado usando un decreto que no va a acompañado de la verdad, con el propósito de confundir a la población, lo cual es dañino a la opinión pública” al infundir “temor para obtener beneficio político”.

Weeden afirmó que con el decreto ejecutivo suspendido, no se establecía un aumento en el costo de los reavalúos, que era lo que más zozobra generó en la ciudadanía.

“La tranquilidad ciudadana no puede ser puesta en peligro con falsedades (…). Lo que pasa es que no hay conectividad entre el Registro Público y la Anati [Autoridad Nacional de Administración de Tierras]”.

Otro de los acercamientos que pretendía lograrse, a juicio de Weeden, era entre el Municipio y la Anati, porque “van a haber casas que nunca se les han hecho registros sobre sus mejoras”.

“El país no puede estar sujeto a personas que buscan beneficios políticos particulares. No es que el Municipio va a condicionar el paz y salvo, están creando una serie de temores en la población con falsedades”, aseveró el excontralor.

“Si yo hubiese sido el ministro no hubiese suspendido el decreto, porque es darle la razón a quienes no la tienen”, puntualizó.

Finalmente, Weeden considera que “hay cosas que el decreto ayuda a solucionar”, por lo que era necesario “poner orden” para lograr esa conexión entre el valor catastral y las mejoras que permiten a las personas pagar el impuesto inmueble que les corresponde.

Temas relacionados