TVN plus En vivo

Procesos paralelos buscan proteger Isla Boná como área protegida o refugio de vida silvestre

Figuras paralelas para proteger isla Boná
Kayra Saldaña
02 de octubre 2019 - 20:04

La Comisión de Ambiente de la Asamblea Nacional prohijó un Anteproyecto de Ley que busca declarar Isla Boná como área protegida. Paralelamente a esta iniciativa, en el Ministerio de Ambiente ya se inició una consulta pública para mediante resolución declarar la isla como un refugio de vida silvestre.

Conocedores en temas ambientalistas coinciden en que los dos procesos legales son válidos y no interfieren entre sí. La única diferencia es que una ley no sólo pesa más, sino que sería más difícil de cambiar.

“Lo importante es que la Asamblea en su ley recoja lo que haya resultado del proceso de MiAmbiente, porque es un proceso que está regulado técnicamente. El proceso de MiAmbiente puede retroalimentar el proceso de la Asamblea”, señaló el abogado ambientalista, Félix Wing.

“Lo que se está buscando es ver cuál puede salir primero. En teoría, en la Asamblea no debería haber mayor problema. Si existe la voluntad política de todos los colegas de que esto salga adelante, se podría hacer. Se podría jugar mejor con los tiempos a favor de la protección del medio ambiente”, manifestó la diputada suplente, Walkiria Chandler.

En el 2009, el Humedal de la Bahía de Panamá fue decretado área protegida mediante resolución ministerial y luego con la Ley 1 de 2015 se elevó su protección legal.

A inicios de año se conoció que el alcalde de Taboga había dado en concesión parte de la isla para el funcionamiento de una terminal petrolera. El contrato de arrendamiento a Bona Pacific Corp, por parte del exalcalde Ramón Ramos, encendió las alarmas y movilizó a los ambientalistas en contra de la medida.

“Se puede hacer desarrollo, pero que sea sostenible. Actividades ecoturísticas que beneficien a la comunidad. No se va a permitir quema, tala, pesca indiscriminada y tener tanques de hidrocarburo o hacer un puerto de alto calado para barcos”, detalló Chandler.

El proyecto fue prohijado y podría pasar a una subcomisión en Primer Debate para un mayor análisis. A Isla Boná llegan miles de aves que anidan en el lugar cada año. Ambas normativas buscan evitar que se realicen actividades que afecten la conservación de su fauna marina.

stats