TVN plus En vivo

Qué significado encierra el dar regalos en Navidad

Si cada obsequio que entregamos en estas fechas cumpliera la misión de hacerle recordar a esa persona querida nuestro amor, estaríamos generando una corriente de luz en cada paso

Dar obsequios en Navidad encierra un significado de bondad y amor
Dar obsequios en Navidad encierra un significado de bondad y amor
Cecy López - Periodista
15 de diciembre 2015 - 09:00

@CecybelLopez/El mes de diciembre es dedicado a La Navidad (celebramos el nacimiento de nuestro Redentor) es una época que se caracteriza por regalar y sobre todo dar obsequios a los niños. Algo que se ha convertido en importante, es el intercambio de regalos con compañeros del trabajo, amistades y círculos sociales, en su mayoría, estos regalos son cosas materiales, pero debemos de tener siempre en cuenta la parte más importante del obsequio que es la energía que nosotros ponemos en él.

El regalarse unos a otros tiene mucho más significado del que podemos imaginar, pues lo más importante de esto reside en el hecho de entregar “algo” que simbólicamente represente nuestros deseos, en fechas de amor y esperanza.

Es el recordar a nuestros seres queridos lo importantes que son para nuestra vida y lo mucho que los amamos, todo a través de un presente material que nos representará en materia y espíritu.

Es muy importante considerar que el valor del mismo lo define el amor con el que fue elegido para esa persona especial.

Un regalo que no es bañado con la energía que somos capaces de generar al amar intensamente a alguien, no es un verdadero regalo, pues aun cuando sea muy costoso, materialmente hablando, si carece de esa energía que sale de los corazones de cada uno es muy difícil que cumpla con su misión: llevar los recuerdos de nuestro amor a los demás para envolverlos de luz a cada paso.

Nosotros en “Madres al Rescate” hicimos nuestra investigación y según los rituales ancestrales, la selección de los regalos es casi un ritual, ya que implica elegir cuidadosamente, con corazón y mente, lo que representara nuestros deseos de amor.

Con el sólo hecho de tener en nuestras mentes y corazones a aquellas personas a las que deseamos regalar, desde ese instante ya estamos generando en nosotros una energía fuerte y poderosa que, al momento de elegir el regalo, de inmediato lo llenará de todos esos pensamientos y sentimientos que acompañarán por siempre al presente elegido.

La parte material del regalo es importante, pero sin duda alguna la parte más bella es la del corazón, el sentimiento que se deposita es lo que le dará el equilibrio para que al ser recibido, la persona pueda sentir la energía de amor que va en él.

Nuestros antepasados, que eran personas de gran sabiduría y respeto, al elegir un regalo u ofrenda para alguna persona sabían de la gran importancia de su elección y sobre todo de la relevancia de depositar en él la parte más importante, la de su espíritu.

Sabían que daban parte de ellos mismos al seleccionar y poner su pensamiento y energía en el regalo, al cual consideraban sagrado.

Lo material para nuestros ancestros sólo representa la forma física que guarda en sí el verdadero regalo, el creado por nuestros pensamientos y sentimientos, pues para ellos el obsequio contiene parte de su alma y por lo tanto es de gran valor.

Así es que si usted, sólo da regalos caros para dar entender a su amigo o amiga que todo lo que usted regala tiene un valor económico, lo invito a pensar diferente, y que por encima del valor económico que no necesita usted decirlo cuán costoso fue su obsequio, piense en que usted pone sus pensamientos positivos y su energía hacia esa persona que recibe con cariño lo que usted le lleva.

Que esta Navidad venga cargada de sentimientos puros hacia el prójimo, dejando la envidia, el rencor, la maldad… fuera de nuestros corazones.

Feliz Navidad 2015.

Si te lo perdiste
stats