TVN plus En vivo

Aproximadamente $50 millones se desembolsaron en Panamá en el último año en concepto de seguros

Un gran porcentaje del pago de siniestralidades tienen que ver con la COVID-19.
Un gran porcentaje del pago de siniestralidades tienen que ver con la COVID-19. / Cortesía Pixabay.

Datos sobre el pago de seguros de vida en la región de Centroamérica, revelan que en Panamá se han desembolsado cerca de 50 millones de dólares, en el periodo comprendido entre los meses de marzo del 2020 a marzo del 2021.

En países como El Salvador, se llevan pagados alrededor de 60 o 70 millones de dólares en seguros de vida, mientras que en Honduras se han pagado entre 3 o 4 millones de dólares. En Guatemala 13 millones de dólares.

En el caso de Costa Rica, los datos están un poco dilatados en la presentación de siniestros porque ellos están viviendo en este momento el auge de la crisis hospitalaria y de la pandemia.

Según Raquel Rodríguez, instructora del Instituto de Formación Integral en Seguros (IFIS), dijo que la COVID-19 ha impactado el pago de siniestralidad en la industria de seguros, pero las causas principales de fallecimiento, continúan siendo las mismas, incluso, se ven incrementadas como efectos colaterales de la COVID-19, por ejemplo: enfermedades cardiovasculares y respiratorias.

En el caso de las enfermedades respiratorias se ha generado un debate de si todo lo respiratorio, es COVID. Sin embargo, son las enfermedades que generan más pagos.

“El COVID-19 se ha venido a sumar como un repunte de casos a lo que ya se estaba pagando”, sostuvo Rodríguez.

Recalcó que, aunque la pandemia no ha finalizado y hay diferentes estados en cada uno de los países, en Centroamérica y Panamá se levantó la cláusula de exclusión para pandemias y así poder apoyar en el tema a los gobiernos y a los asegurados.

Las sumas promedio de desembolsos más altos las mantienen dos países: Panamá y Costa Rica, a nivel de la región centroamericana. La cantidad de dinero que se ha desembolsado tiene que ver con el número de asegurados y la población de cada uno de los países.

Per cápita, Panamá ha pagado más porque tiene menos población que el resto de los países en la región, pero la cifra es una de las más altas [50 millones de dólares].

De acuerdo con Rodríguez, esperan que la tendencia para el 2021 sea de estabilización más que de repuntes, porque a pesar de que hay más contagios, las economías ya no se cierran y se tiene un poco más de conocimiento sobre la enfermedad, adicionalmente, las personas están alerta y ante cualquier síntoma acuden inmediatamente a los centros de atención.

En temas de seguros, Panamá fue el primer país de la región que abrió el segmento privado para atender enfermedades relacionadas con la COVID-19, a diferencia de Nicaragua y El Salvador donde el gobierno ha manejado la crisis en un 95%.

Panamá, Costa Rica y Guatemala concentran el 72% del negocio.

La experta en temas de seguros también mencionó que la vacunación ayudará a que las personas se contagien menos o de una forma más leve, lo que impactará en la disminución de la letalidad de la enfermedad y por lo tanto se pagarían menos siniestros.

Aporte

El hecho de que las personas tengan un seguro médico privado, ha aportado mucho a los sistemas públicos de salud, aunque este siga teniendo la mayor capacidad, especialmente en países como Panamá y Costa Rica, donde existe una gran gama de oferta hospitalaria.

De manera global, el 90% de los casos se han atendido en el sector público, pero la parte que tiene que ver con atenciones ambulatorias, se ha podido manejar en el sector privado.

Importancia de un seguro

Raquel Rodríguez dijo que la pandemia dejó como positivo crear conciencia sobre la necesidad o beneficio de un seguro, tanto el médico, como de vida sirven, para subsanar necesidades ante los imprevistos.

“Tendemos a ver el seguro como un gasto, en toda Centroamérica no se tiene esa cultura de ver el seguro como una inversión, pero en momentos como éste, lo tangibilizas y por eso es súper importante”, expresó.

Temas relacionados

stats