TVN plus En vivo

Las enfermeras siguen teniendo problemas para cobrar

Cerca de 400 enfermeras no han recibido el pago de 5 quincenas

Las enfermeras en el proceso de vacunación están trabajando jornadas de 16 horas

El presidente Laurentino Cortizo junto a enfermeras que participarían de la jornada de vacunación.
El presidente Laurentino Cortizo junto a enfermeras que participarían de la jornada de vacunación. / TVN Noticias

Tras un año de pandemia, la Asociación Nacional de Enfermeras de Panamá (ANEP) sigue denunciando retrasos en el pago de quincenas del personal de enfermería que ha sido contratado para atender la crisis sanitaria y que sin duda han puesto cuota de sacrificio y sudor en el campo de batalla contra la COVID-19.

Según la presidenta de la ANEP, Ana Reyes, actualmente hay cerca de 400 enfermeras y enfermeros que no han recibido el pago de 5 quincenas, entre ellas hay unas 200 que fueron contratados a finales de diciembre y otras tantas que fueron recontratadas luego de que su contrato finalizara, estas últimas están viviendo por segunda vez el infortunio.

Reyes explicó que están a la espera de que este 15 de marzo se efectúe el pago al personal afectado, aunque indicó que algunos hicieron las averiguaciones en la unidad de recursos humanos de las instituciones en que laboran y les han informado que no están en planilla.

Aclaró que el atraso en el pago se está dando con el personal contratado por el Ministerio de Salud (Minsa), ya que la Caja de Seguro Social sí está realizando los pagos.

“Esto es como decimos una muerte anunciada, ya ellos sabían que es un grupo cautivo que se necesita en el sistema y que por lo menos durante dos años estaremos en esta situación, entonces por qué no resolver lo de la partida total para no estar en esta situación penosa y estresante para los compañeros de estar pendientes cuándo le pagan”, manifestó Reyes.

La presidenta del gremio continuó diciendo que este personal está de forma temporal, y aunque el Ministro de Salud dijo en su momento que durante el primer trimestre del año 2021 se iba a ver el porcentaje que pasarían poco a poco a una planilla permanente, ya se está terminando marzo y no se ve nada en relación a eso, al igual que otros pagos atrasados con enfermeras que sí están dentro del sistema que corresponden a cambios de categoría y licencias expiradas que están retrasados desde el 2014.

Ana Reyes, presidenta de la Asociación Nacional de Enfermeras
Ana Reyes, presidenta de la Asociación Nacional de Enfermeras / TVN Noticias/Archivo

Reyes consideró que no es normal que haya atrasos en el pago del personal de salud y mucho menos en momentos de pandemia donde no se están en condiciones normales. Detalló que cuando las contrataciones son de forma regular, o sea, permanentes, el proceso administrativo tardaba hasta tres quincenas, pero una vez completado ya no existían más problemas con el pago.

“Con el personal contratado de forma eventual y en medio de una pandemia donde se necesita el recurso humano, no es normal que no se hagan los ajustes administrativos para garantizar la continuidad de estos pagos, para reducir los tiempos administrativos porque esas son deficiencias que se pueden adecuar para poder dar respuesta a este personal que de forma extenuada ejerce su labor”, expresó.

Continuó diciendo que “no es normal que tengamos que esperar dos meses o más para el pago, que no se normalice y que dentro de 3 o 4 meses que se acaba el contrato otra vez empiece el mismo proceso. Es por eso que estamos reclamando que esto se regularice y se pague todo lo que se tenga que pagar”.

La labor de las enfermeras a un año de pandemia

En salas de hospitales, en la calle haciendo trazabilidad y ahora en los centros de vacunación, su ardua labor es evidencia del duro trabajo que han tenido que enfrentar durante un año de pandemia, en el que muchas, al principio de la crisis sanitaria optaron por no ver a sus familias para evitar el contagio, otro centenar se infectó y hoy sufren las secuelas; pero lamentablemente ocho de ellas perdieron la lucha en el campo.

Ana Reyes, contó que ha sido una época difícil para todos, sobre todo al principio de la pandemia cuando se hizo lo que se tenía que hacer para tratar de detener los contagios y las muertes. Resaltó que durante el proceso de vacunación las enfermeras están trabajando 8 días seguidos con jornadas de 16 horas y esto provoca que haya errores, además, de que se está afectando la salud del personal.

Enfermero vacuna a adulto mayor contra la COVID-19.
Enfermero vacuna a adulto mayor contra la COVID-19. / TVN Noticias

Destacó que lo más difícil ha sido la pérdida de “compañeras” y los contagios que se han dado en el personal de salud, asegurando que aún no se desconocen las cifras exactas porque no se han querido facilitar por parte de las autoridades, el no tomar todas las medidas para proteger al personal, tener que ir a las calles a exigir lo que es por derecho (pago).

“Desde el punto de vista personal, todas las compañeras han sido expuestas a un gran estrés, al temor, a la pérdida de familiares, muchas tuvieron que dejar a sus familiares lejos para evitar contagios y vivir con las secuelas de todo esto”, puntualizó.

Indicó que de forma muy limitada se está dando atención psicológica al personal de salud que lo ha solicitado, pero en su consideración debe existir un plan preventivo para el personal, que estén sujeto a una evaluación para saber si están bien o ya tienen algunos síntomas y no esperar a que haya una crisis.

Finalmente hizo un llamado a las personas a no relajarse, que el hecho de que se esté vacunando aún se está estudiando si la vacuna previene el contagio por lo que no se debe bajar la guardia, continuar con el uso de mascarillas, lavado de mano y distanciamiento social.

Los “ángeles de blanco”, como son llamadas por muchos continuarán estando presenten en la batalla contra la COVID-19, dejando todo su esfuerzo en la primera línea y brindando la atención adecuada a quienes lo requieran, pero piden que se respete sus derechos y se cumpla con el pago de sus quincenas.

Si te lo perdiste
stats