Panamá, entre los países con mayor desnutrición infantil en América Latina

Disminuye trabajo infantil en Chiriquí
Panamá, entre los países con mayor desnutrición infantil en América Latina. Fotografía ilustrativa. / Cortesía

El problema con la desnutrición crónica infantil es que es invisible, no provoca "un escándalo espantoso" como lo causaría una mutilación física, apunta en conversación con BBC Mundo, Julio Berdegué, representante en América Latina de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO).

A pesar de no ser todo un “escándalo”, las secuelas que deja la desnutrición en la niñez es irreversible no solo por el daño físico, sino también emocional, al no tener alimento que llevar a su boca para nutrirse.

De los países en América Latina, el problema es particularmente grave en Guatemala, según publica la nota periodística de BBC Mundo, luego que según datos de la FAO, es el país con más desnutrición infantil crónica de la región, aunque sus cifras no incluyen a Venezuela, país del que no hay información disponible.

En toda América Latina, hay más de 5 millones de niños con desnutrición crónica.

De hecho, en países como Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá y Perú, más de las mitad de los pequeños que viven en el campo no come lo suficiente.

Informe de la FAO
Informe de la FAO

Panamá ocupa el cuarto lugar del listado de países con más desnutrición de América Latina, con 68 mil niños que no comen lo suficiente, lo que representa el 19.1% de los niños menores de 5 años.

Los que avanzan

En medio de este oscuro panorama, hay países que "lo han hecho muy bien", señala el experto. Es el caso de Perú, Honduras y Bolivia.

"La evolución de Perú ha sido espectacular. Es uno de los países que más ha avanzado en combatir la desnutrición crónica infantil", le dice a BBC Mundo.

Honduras, que tiene más pobreza y menor desarrollo económico, logró enfrentar el problema con mejores resultados que Guatemala, señala Berdegué.

Y Bolivia, que también tiene un nivel relativamente bajo de desarrollo económico, disminuyó a la mitad la desnutrición crónica infantil en poco más de una década.

stats