Panamá es el paso obligatorio de 177 especies de aves migratorias

El segundo sábado de mayo se celebra a nivel mundial el Día de las Aves Migratorias, animales que son indicadores de la calidad ambiental de las zonas en donde transitan.
El segundo sábado de mayo se celebra a nivel mundial el Día de las Aves Migratorias, que son indicadores de la calidad ambiental de las zonas por donde transitan. / MiAmbiente

Panamá es una nación rica en biodiversidad, su posición geográfica crea un puente en la ruta migratoria de cientos de aves. Se estima que alrededor de 177 especies de aves migratorias pasan regularmente por nuestra nación.

El segundo sábado de mayo se celebra a nivel mundial el Día de las Aves Migratorias, animales que son indicadores de la calidad ambiental de las zonas en donde transitan.

Panamá es un sitio de parada clave para estas especies durante la migración, ya que los diferentes tipos de hábitats les brindan refugio y alimento durante su estadía o paso por el país.

Esta es una de las razones por las que a nivel internacional el país se encuentra entre los sitios más importantes en el hemisferio occidental para las aves rapaces migratorias y las aves playeras migratorias.

Erick Núñez, Jefe de Nacional de Biodiversidad de MiAMBIENTE, explicó que anualmente millones de aves realizan largos movimientos migratorios desde Norteamérica hacia el centro y sur del continente y viceversa, en busca de lugares más cálidos, allí es donde juega un papel clave el clima del país.

Estos movimientos se dan en otoño, entre septiembre y noviembre, cuando las aves salen de Norteamérica, y posteriormente durante la primavera entre los meses de marzo y mayo, cuando retornan a sus áreas de reproducción en el norte del continente.

“Se estima que cerca de un 15% de las aves registradas en el país son migratorias. Podemos observar fácilmente este fenómeno en especies de rapaces por ejemplo: Gallinazo Cabecirrojo, el Gavilán de Swaison, Gavilán Aludo, entre otros”, destacó Núñez.

Esther Carty, bióloga de la Sociedad Audubon Panamá, señaló que la mayoría de las aves migratorias que nos visitan en Panamá en estos momentos se dirigen a sus sitios reproducción o cría en Estados Unidos y Canadá.

Algunas anidan en la tundra del Ártico, en los bosques boreales entre Canadá y Estados Unidos, en humedales y pastizales.

Peligro

Rosabel Miró, Directora ejecutiva de la Sociedad Audubon Panamá, explicó que las poblaciones de las especies de aves migratorias siguen disminuyendo por una variedad de amenazas.

El cambio climático es una de ellas, cada vez más severo, que ha impactado a un 33% de las especies a nivel global.

¿Cómo verlas?

Miró dijo que las aves migratorias se pueden ver a lo largo y ancho del país, dependiendo de la especie y sus preferencias de uso de hábitat.

Recomienda que para observar las aves, preferiblemente, hay contar con un par de binoculares (a prueba de agua preferiblemente, por el tipo de clima que tiene nuestro país) y una guía de aves para su identificación. Otros soportes incluyen cámara fotográfica o celular (si se desean tomar fotos, grabar videos o cantos) y un telescopio.

“Para ver grandes grupos de aves migratorias tan solo basta con acercarse a varias de nuestras playas del Pacífico para apreciar distintas especies de aves playeras y aves marino-costeras”, informó la directora ejecutiva.

En cuanto a las aves rapaces, afirmó que sobrevuelan nuestros cielos anualmente por millones y el espectáculo de su migración se puede observar casi en todos los rincones del país.

Más que solo mirar

Toda persona que participa en un avistamiento de aves, contribuye directa o indirectamente en la generación de información sobre la distribución de las aves en el país y el registro de nuevas especies.

Núñez, hizo énfasis en que solo con el conocimiento se aprende a valorar las riquezas naturales, y se comienzan a establecer nuevos parámetros de cultura ambiental que redundan en la conservación de los ecosistemas.

Temas relacionados

stats