El partido no estaba para Lasso y Gálvez

Redacción TVMax
05 de noviembre 2012 - 13:09

Disminuir el desplazamiento de España por el centro, mediante una defensa escalonada, era lo que buscaba el técnico de la Selección Futsal de Panamá, Agustín Campuzano, en el encuentro que ambos equipos jugaron en el Mundial Futsal Tailandia 2012 y que favoreció a los europeos por pizarra de 8 goles a 3. El estratega cubano, al servicio del cuadro panameño, manifestó que para lograr ese cometido tuvo que dejar mucho tiempo en la banca a los jugadores Miguel Lasso y Apolinar Gálvez, quienes se destacan como dos de los soportes ofensivos del conjunto a su cargo. "Son jugadores netamente ofensivos, entonces ellos (España) estaban jugando con un desplazamiento por el centro, que estaba planificado", indicó. "Ayer entrenamos así, donde el pivot tenía que cerrar un poco más, hacer un escalonamiento defensivo, y nos estaba faltando eso, por eso optamos por un tercer ala, jugando en la posición esa". Campuzano manifestó que también pretendía darle tiempo de descanso a ambos jugadores ya que considera que será necesario contar con ellos para el partido del 8 de noviembre ante Irán. "Esta es una guerra de tres batallas, la primera la ganamos, esta la perdimos y con el favor de Dios esperamos sacar la tercera y allí vamos a buscar la clasificación", agregó el técnico. Para el director del conjunto istmeño, el aspecto rescatable es el deseo de luchar que tienen sus pupilos, pero piensa que en el partido ante los españoles mostraron cierta ingenuidad que les costó caro en el juego y que influyó en el resultado. "Era conocido que no sería fácil (España). Estábamos por un resultado mejor que el que tuvimos. La ingenuidad nos cobró tres goles y algunos que pudimos anotar y no aprovechamos", manifestó Campuzano en declaraciones a fepafut.com. FOTO: FEPAFUT (Cortesía)

Si te lo perdiste
stats