Ryan Murphy se defiende de las duras críticas a 'Dahmer'

Jeffrey Dahmer

Poster de la serie de Jeffrey Dahmer en Netflix
Poster de la serie de Jeffrey Dahmer en Netflix

Ryan Murphy, el creador de la polémica serie de Netflix que retrata a uno de los peores asesinos de la historia, se defendió de las duras críticas que han realizado los familiares de las víctimas de Jeffrey Dahmer por la crudeza con la que se muestra el dolor y sufrimiento de sus familiares en la serie. 

En una entrevista con 'The Hollywood Reporter', el prolífico productor y director insistió en que se hicieron ingentes esfuerzos para hablar con los familiares de las víctimas, pero que el equipo detrás de Dahmer – Monster: The Jeffrey Dahmer Story nunca recibió respuesta.

"Es algo que investigamos durante mucho tiempo", dijo Murphy. "Y en el transcurso de los tres años y medio que trabajamos en el proyecto previo a las grabaciones, contactamos alrededor de 20 de las familias y amigos de las víctimas tratando de obtener información y ni una sola persona nos respondió en ese proceso”, agregó.

Las declaraciones de Murphy se producen semanas después que algunos familiares de las víctimas afirmaran que los productores y otras personas detrás del programa nunca los contactaron con respecto al proyecto, lo que lleva a "representaciones inexactas de la verdad".

Una de las primeras en rechazar públicamente la serie fue Shirley Hughes, la madre de Tony Hughes, una de las víctimas de Dahmer que murió en 1991 luego de conocer al asesino en un bar gay de Milwaukee. Hughes le dijo a The Guardian que la descripción de la muerte de su hijo y sus consecuencias "no sucedió" como se muestra en la serie.

"No veo cómo pueden hacer eso", dijo la mujer de 85 años. "No veo cómo pueden usar nuestros nombres y publicar cosas así".

Tony, que era sordo y no podía hablar, conoció a Dahmer en un bar gay de Milwaukee el 24 de mayo de 1991, según Associated Press. Dahmer luego llevó a Hughes a casa, lo drogó y desmembró su cuerpo.

Semanas después, Eric Perry, primo de la víctima Errol Lindsey, tuiteó que la serie dirigida por Murphy está "retraumatizando" a su familia. Perry luego tuiteó que su familia no fue notificada sobre el proyecto: "Mi familia se enteró cuando todos los demás lo hicieron".

Rita Isbell, la hermana de Lindsey, estuvo de acuerdo en que a su familia no se le pidió información sobre la realización de la serie en un ensayo para Insider, y dijo que ver la recreación dramática sigue siendo un trauma muy real. "Cuando vi parte del programa, me molestó, especialmente cuando me vi a mí misma, cuando vi mi nombre en la pantalla y esta señora diciendo palabra por palabra exactamente lo que dije", escribió.

A pesar de la polémica, Murphy, le dijo a Hollywood Reporter que la serie trataba de humanizar a las víctimas a los ojos de los espectadores.

"Algo de lo que hablamos mucho mientras se hacía el proyecto es que no estábamos tan interesados en Jeffrey Dahmer, la persona, sino en los factores que lo llevaron a convertirse en un monstruo", dijo Murphy. "Se trata realmente del privilegio de los blancos, del racismo sistémico, de la homofobia".

*Con información de People.com*

Temas relacionados

Si te lo perdiste
stats